Bienes del Dominio Privado de la Federación

By | 22 noviembre, 2011 | 1 Comentarios

Bienes del Dominio Privado de la Federación

Concepto y definición:

Son todos aquellos que no son del dominio directo de la nación, que no son de uso común y que no están destinados a un servicio público, a una obra o propósito de interés colectivo y que la federación puede transmitir por cualquier título traslativo el dominio de ellos a los particulares.

Los bienes de dominio privado de la federación pueden definirse como aquellos bienes muebles e inmuebles, ocasionalmente, aguas de los cuales por su naturaleza o situación jurídica están sujetos al derecho privado por ser susceptibles de comercio y los actos jurídicos por medio de los cuales se llevan a cabo su transmisión, solamente están sujetos al derecho público en relación con la competencia de los órganos del poder público que intervienen en ella o en relación con sus derechos de ocupación o posesión.

Características de los Bienes del Dominio Privado de la Federación.

Están sujetos en parte por el derecho público, en todo lo relativo a la competencia de los órganos que intervienen en la adquisición uso o aprovechamiento de dichos bienes, en tanto que en los actos jurídicos respectivos, como la compra venta arrendamiento etc., están sujetos al derecho privado en todo lo relacionado con el vínculo que entre el estado federal y la persona que compre o vende o celebre cualquier otro contrato de los que pueden ser materia u objeto, dichos dominios.

Son inembargables, pero son enajenables; se afirma que a titulo oneroso o a titulo gratuito, pero está se lleva a cabo cuando los bienes son adquiridos por los estados de la federación o por los municipios para realizar una obra de interés para la comunidad, y que en realidad representa una donación.

bienes de uso privado de la federacion

El Patrimonio del Estado

By | 28 octubre, 2011 | 1 Comentarios

patrimonio del estado

El Patrimonio del estado

El patrimonio del estado es el conjunto bienes, derechos, productos, que son de su propiedad o se apropia de los mismos, y que en consecuencia puede disponer de ellos, y que le son necesarios para que pueda cumplir con los fines que a través de la historia el hombre le ha asignado.

                El artículo 27 constitucional no hace una verdadera clasificación de los bienes propiedad del estado, sin embargo estos bienes, quedan precisados a través de los distintos párrafos del situado artículo en muy recomendada clasificación de bienes de dominio directo de la Nación y de dominio Público.

El artículo primero de La Ley General de los Bienes de La Federación, describe que los bienes se clasifican de la manera siguiente:

Bienes de dominio público de La Federación y Bienes de dominio privado de la Federación.

                Dentro de los bienes de dominio público de La Federación caben más clasificaciones especificas, que en efecto el artículo primero de la citada Ley General de Bienes Nacionales: Serán bienes de dominio público:

I. Los señalados en el artículo 27 constitucional.

II. Los numerados por la fracción II del artículo 27 constitucional.

III. El lecho y subsuelo del mar territorial y de las aguas marinas interiores.

IV. Los inmuebles destinados por la federación a un servicio público, los propios que de hecho utilice para dicho fin   y los equiparados a estos.

V. Los monumentos históricos o artísticos, muebles e inmuebles de la federación.

VI. Los monumentos arqueológicos, muebles o inmuebles.

VII. Los terrenos baldíos y los demás bienes inmuebles declarados por la ley de inalienables e imprescriptibles.

VIII. Los terrenos ganados natural  artificialmente al mar, ríos, corrientes, lagos, lagunas, o esteros de propiedad nacional.

IX. Las servidumbres, cuando el predio dominante sea alguno de los anteriores.

X. Los muebles de la propiedad federal que por su naturaleza no sean normalmente consumibles, como los documentados y expedientes de la oficinas, los manuscritos, incunables, ediciones, libros,  documentos, publicaciones periódicas, mapas, planos, fotos, proyectos, folletos, grabaciones, videos, colecciones, etcétera.

XI. Las pinturas, murales, las esculturas y cualquier otra cosa u obra artística incorporada o adherida permanentemente a los inmuebles de la Federación de dominio y patrimonio de los organismos descentralizados, cuya conservación sea de interés nacional.

XII. Los meteoritos, aerolitos, y todos aquellos objetos materiales, metálicos, pétreos, o de mixta naturaleza, procedentes del espacio exterior caídos o recuperados en el territorio mexicano, en los términos del reglamente respectivo.